animate a soñar

Te invito a que te animes a soñar

Te invito a que te animes a soñar  

Mi sueño de conocer Grecia comenzó hace muchos años, cuando vi la película Yo amo a Shirley Valentine, donde una mujer que soñaba conocer ese país; cuando una amiga la invita, ella realiza su primer acto de amor para consigo misma: deja todo y viaja a cumplir su sueño.

Y yo quería estar allí, sentada frente al mar Egeo en una pequeña mesa, con una copa de vino griego; un día lo soñé y hoy repasando las fotos de ese hermoso viaje, encontré la que documenta ese momento maravilloso en el que pude cumplir mi sueño, estuve en ese lugar donde soñé estar, en una pequeña playa frente al mar Egeo viendo uno de los atardeceres más hermosos de mi vida, por supuesto con una copa de vino griego.

Y te aseguro que viajar fue un acto de amor hacia mí, porque, luego de dejarme siempre en el último lugar y comprender que eso no era bueno, comencé a amarme; mi autoestima creció y mi nivel de merecimiento también.

Quizás hoy pienses que una cuarentena obligatoria no es un buen momento para soñar, pero te aseguro que en mis comienzos tampoco eran momentos buenos para eso, ya que en mi realidad había carencias y apremios.

 Por eso no puedo más que emocionarme cuando recuerdo mis comienzos, el estado de carencia en todos los aspectos de mi vida en el que me encontraba y cómo armé mi primera lista de sueños: me puse a recortar fotos de revistas viejas y armé mi primer álbum de sueños.

Más adelante armé mi primer video, donde estaban mis sueños acompañados con afirmaciones, y dedicaba todos los días unos minutos a mirarlos; yo había declarado que comenzaba una nueva etapa en mi vida y había comprendido que mi trabajo era reprogramar mi mente y hacer un cambio que acompañase todo eso que quería lograr.

Por eso te puedo asegurar que lo primero que me atreví a hacer, sin importar lo que sucedía en mi vida en ese momento, fue soñar y, más allá de todo lo que hice después, ese fue el comienzo de un tiempo diferente para mí.  Siempre digo que “los sueños que te atreves a soñar son los únicos que se harán realidad”.

Un día me atreví a soñar lo que deseaba y luego de un tiempo me animé a dar el paso, sabiendo que era el momento, segura de que lo merecía y permitiendo que el universo se manifestase en mi vida.

Es por eso que te invito a soñar, a descubrir qué es lo que realmente quieres y que acompañes tus sueños por ese trabajo en ti que te llevará a vivir la hermosa experiencia de que se manifiesten en tu vida.

Te envío mi amor

Andrea Bruno

Coach

Comparte éste contenido

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp

Suscribite y recibe de regalo "Atrae tus sueños" y boletines semanales