Un día para dar gracias

Hoy se festeja en los Estados Unidos el día de acción de gracias, ellos conmemoran su primer cosecha exitosa de maíz luego de que los indígenas de la región de Plymouth enseñaran a las personas que venían desde Inglaterra a trabajar la tierra.

Ese día, el gobernador de esas tierras decidió hacer un festejo e incluir no solo a los peregrinos sino a los nativos que los habían ayudado, desde entonces, cada cuarto jueves de noviembre, las familias se reúnen a dar gracias.

Más allá de que no sea una costumbre para nosotros, creo que siempre es una buena idea que podamos tomarnos un momento para agradecer por todo lo bueno que hemos recibido y por qué no también, por todas las personas que nos han ayudado en el camino.

Así que en este día te invito solo a dar gracias, tenemos el resto del año para pedir, podríamos tomarnos este día para alinearnos con la energía de la gratitud, para buscar nuevas razones para agradecer e invitar a las personas que nos rodean a que hagan lo mismo.

Que en este día solo hablemos de gratitud, que no nos quejemos, que no nos preocupemos, que tengamos la posibilidad de hablar de las razones para dar gracias cada vez que nos encontremos con alguien.

En este día de Acción de Gracias, yo doy gracias por mis hijas Luz y Gloria, por su salud y por sus logros, porque me siento muy bien y por la posibilidad de trabajar en lo que amo hacer, por mis padres, que están bien de salud, por mi familia y  amigos que siempre me apoyan en la vida, por la editorial Kier, que este año ha publicado dos libros y la agenda, por todo lo hermoso que tengo en mi vida, por el amor, la abundancia, la prosperidad y por cada uno de ustedes y de las personas que leen mis libros y asisten a mis eventos, porque nos encontramos para sanar y compartir el camino.

Por la posibilidad de sanar mis memorias y cumplir mis sueños, por los sueños que se han cumplido, por las oraciones que han sido escuchadas y por los sueños que se van a cumplir.

Porque cada día me levanto con más esperanza y porque los momentos difíciles ya pasaron y sirvieron para sanar y fortalecerme y por los hermosos momentos vividos que guardaré siempre en mi corazón.

Gracias, gracias, gracias por todo lo bueno que he tenido, lo que tengo y lo que está por venir.

Te envío mi amor

Andrea Bruno

 

 

 

Comparte éste contenido